lunes, 7 de mayo de 2012

Mi rececho al macho montés en el Parque Natural de Tejeda, Almijara y Alhama.

Amigos de mi Blog: Hace un mes que mi amigo Augusto Jiménez (Tito), anduvo recechando un macho montes selectivo en el Parque Natural de Tejeda, Almijara y Alhama y ha escrito este simpático relato.





Con todo mi pesar no los pude acompañar y me limité, por tanto, a ponerlo en contacto con mi gran amigo y muy conocedor de estas sierras, Antonio Cano, cordobés como yo pero afincado en Málaga. Él no solo gestionó todo el papeleo sino que los acompañó a la cacería pues el guarda que le correspondió, Paco Navero, es muy amigo suyo y ya se conocían de recechos anteriores. Según me cuenta es un autentico figura al que espero conocer más pronto que tarde.

Conozco aquellos andurriales y les puedo asegurar que son impresionantes y se da la curiosísima circunstancia de que los machos llegan a misma Mar en la zona de Los Acantilados de Maro, muy cerca de Nerja. 

Os recomiendo que conozcáis la provincia costasoleña. Las sorpresas estarán a la vuelta de cada recodo, con bosques relictos de Pinsapos y masas increíbles de castaños y helechos arborescentes en la zona occidental, y sierras cortadas a pico la oriental, donde se desarrolla esta cacería. Realmente la población de machos es sobresaliente en toda la provincia y podréis acceder fácilmente a sus querecias desde Manilva y Marbella hasta Torrox o Nerja pasando por la mismísima capital partiendo en dirección a la zona de Carratraca y El Chorro.

Por mi parte me felicito de que haya salido bien y de haber contribuido con mi granito de arena a que todo cuadrara.

Sin más os dejo con la autentica aventura que vivieron y con una bonitas fotos de la cacería. ¡Solo les faltó que les nevara!

Para acceder a la lectura simplemente pincha AQUÍ.

Un saludo para todos.

7 comentarios:

  1. Augusto Jiménez Calvo7 de mayo de 2012, 19:58

    Gracias Lolo por publicarlo ha quedado genial un abrazo amigo y nos vemos este fin de semana en Madrid.

    ResponderEliminar
  2. Miguel Ángel Búa7 de mayo de 2012, 21:37

    Estupendo relato, Tito. Lo he gozado como si hubiera estado contigo. Lástima que mi "mala pata" me lo impidiera. El trofeo lo he visto en la mano y es realmente bonito.
    Gracias, Lolo, por compartirlo en tu Blog.
    Un abrazo para los dos

    ResponderEliminar
  3. Un placer, amigos, un placer y ya lo sabeis.

    A ti, Tito, mis felicitaciones. ¿A que la gente no sabe que hay allí?

    A ti, Antonio, gracias por demostrar que eres un amigo y dile a Paco que nos conoceremos sin duda.

    Y a ti, Miguel Ángel, mi reconocimiento sincero por ser mi amigo el PRIMOROSO. Ya es hora de que se diga a los cuatro vientos, que el verdadero artista del Blog eres TÚ. Yo escribo y tu consigues que todo quede de dulce.


    Un fuerte abrazo. Lolo.

    ResponderEliminar
  4. Muy bueno el articulo Tito! Bonita cabra, bonito sitio... No he tenido la oportunidad de recechar una cabra pero me ha picado la curiosidad... Porcierto muy bueno lo de los chistes del sordomudo!!, jejeje

    ResponderEliminar
  5. Me ha encantado Tito, así da gusto leer. Qué decir de Manolo y Miguel Ángel, otros dos fenómenos. Gracias por compartir con nosotros este magnífico relato. Seguir así. Un abrazo para los tres. Bueno no, un abrazo para cada uno.

    ResponderEliminar
  6. Ciertamente como se afirma, el rececho se realiza dentro del Parque Natural de Tejeda, Almijara y Alhama pero realmente es en la figura de la Reserva Andaluza de Caza de Tejeda y Almijara (antigua Reserva Nacional y cronológicamente muy anterior al concepto Parque Natural), que comprende solo la vertiente malagueña del Parque. A los que allí trabajamos nos gusta que se sepa y en especial a Paco Navero. Enhorabuena a cada cual por el macho, el relato y el blog. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Estimado Pepe: Ciertamente lo sabía auque no lo consideré sustancial para el relato. De hecho la andurré cuando aun era reserva de caza... y yo más joven.
    Luego estuve con mi hijo hará unos 5 años pero con el 4x4 y haciendo asomaditas donde el niño podía entrar. Vimos muchas reses
    En cierto modo me recuerda a la Reserva del Juanar (De allí es mi unico macho montés), ahora dentro del Parque Natural. Soy un enamorado de la provincia de Málaga porque me la he pateado entera y se lo que allí hay.
    Lo cierto es que es bueno que se sepa y más de vuestra mano, los que os lo currais.
    Muchas gracias por la parte que me toca (El Blog) y recibid un cordial saludo tanto tu y Paco Navero y el resto de personal que vela por aquella maravilla. Lolo Mialdea

    ResponderEliminar